Este sitio utiliza cookies. Si continúa navegando en este sitio, acepta nuestro uso de cookies. Lea nuestra política de privacidad>Search

Búsqueda
  • Japan's National Institute of Natural Sciences Boosts Scientific Research Efficiency with a Huawei NAS Solution

    El Instituto Nacional de Ciencias Naturales de Japón impulsa la eficiencia de la investigación científica con la solución NAS de Huawei

El progreso sólo es posible mediante la acumulación y posterior difusión del conocimiento. En este sentido, las instituciones dedicadas a la investigación en diversos campos desempeñan un papel fundamental en el avance de la comprensión, proporcionando una base para el crecimiento de la sociedad en su conjunto. El Instituto Nacional de Ciencias Naturales de Japón (NINS) es un buen ejemplo. Dedicado a abordar los retos mundiales más acuciantes, incluida la búsqueda de soluciones a problemas clave de energía, medio ambiente y sanidad, es en realidad un conjunto de institutos de investigación especializados que trabajan en la vanguardia. Como tal, el NINS proporciona una plataforma para la colaboración y la investigación conjunta, con el apoyo de instalaciones de vanguardia. También promueve actividades educativas y de divulgación para fomentar la comprensión pública de la ciencia e inspirar a las generaciones futuras.

Un desafío para construir una infraestructura de datos robusta

El Instituto Nacional para Biología Básica (NIBB), el Instituto Nacional para Ciencias Psicológicas (NIPS) y el Instituto de Ciencias Moleculares (IMS) son miembros del NINS, todas sus sedes principales se encuentran en la ciudad de Okazaki, en el centro de Japón. Genera una cantidad significativa de datos de diversas investigaciones diariamente, el Centro de Administración de Okazaki da soporte a los tres institutos y les ofrece una infraestructura de datos y redes sólida. En un sentido histórico, se ha requerido renovar esta infraestructura cada cinco años para seguir el ritmo de las necesidades en constante evolución. En efecto, Samurai Ohno, quien trabaja en la oficina de gestión de redes informáticas de Okazaki y es responsable de adquirir nuevas soluciones de infraestructura, explicaba que este enfoque se consideraba el único modo de garantizar la seguridad y resolver los desafíos clave.

Pero los volúmenes de datos se disparaban y no hacían más que crecer, y una nueva generación de investigadores y estudiantes conectados que utilizaban dispositivos móviles las 24 horas del día y accedían a una serie de servicios en la nube hizo que las cargas de trabajo aumentaran aún más. El almacenamiento ineficaz en múltiples ubicaciones también era un auténtico problema, dado que hay docenas de divisiones, laboratorios y centros de investigación que trabajan en el NIBB, el NIPS y el IMS. Los datos almacenados de forma independiente en computadoras personales (PC) provocaban importantes quebraderos de cabeza a los administradores. Estos datos almacenados localmente también amenazaban con comprometer la seguridad por pérdidas y filtraciones.

"Así que me preguntaba —explica Ohno— si podría construir una infraestructura que no sólo satisficiera los requerimientos para los próximos cinco años, sino por mucho más tiempo que esto".

Fue en este punto que el almacenamiento all flash OceanStor Dorado de Huawei comenzó a despertar su interés.

Ajuste efectivo a las exigencias de datos educativos en constante evolución

Los centros educativos gestionan a diario ingentes cantidades de datos, incluidas aplicaciones escolares y datos de investigación que son cruciales para mantener una educación de alta calidad. Dadas sus diferentes áreas de investigación, estos tres institutos de Okazaki generan distintos tipos de datos, requieren diversas soluciones de almacenamiento e incluyen docenas de tipos de archivo para satisfacer las diversas necesidades y dar cabida tanto a materiales digitales como físicos. Por ejemplo, con los distintos tipos de datos que se generan a diario, como CSV, JSON y SQL —desde resultados de investigación y datos genómicos hasta datos de ensayos clínicos—, es la función multinúcleo la que permite una asignación flexible y un ajuste dinámico de los recursos de almacenamiento, en función de las necesidades cambiantes.

Para garantizar las operaciones fluidas, es fundamental contar con una solución de almacenamiento que ofrece un alto rendimiento, confiabilidad y escalabilidad. Ahí es donde se abre paso el sistema de almacenamiento all flash OceanStor Dorado 6000.

Con su solución de almacenamiento adjunto a la red (NAS) de alto rendimiento, provee almacenamiento rápido, escalabre y confiable tanto para aplicaciones como datos, admite una variedad de interfaces. La solución se gestiona mediante un software inteligente que ofrece que ofrece diversos esquemas de protección de datos y recuperación ante desastres.

La solución OceanStor Dorado cuenta con una característica muy distintiva: su función multinúcleo, que permite el procesamiento simultáneo de tareas, mejorando así la capacidad de procesamiento y la eficiencia generales. Cuando las escuelas se dedican a la investigación y recopilación de datos, las funciones inteligentes de equilibrio de carga y conmutación por error de la solución garantizan la estabilidad y fiabilidad del sistema. En combinación con el software de virtualización, se pueden crear controladores virtuales en la plataforma de almacenamiento, dividiendo de forma efectiva un sistema de almacenamiento físico en múltiples sistemas de almacenamiento virtual independientes. Cada uno de estos sistemas virtuales tiene su propia funcionalidad de control y recursos de almacenamiento, lo que optimiza la utilización de los recursos. En este caso concreto, los dispositivos de almacenamiento OceanStor Dorado 6000 se implementaron en HyperMetro, la solución de almacenamiento activo-activo de Huawei, donde ambos sistemas de almacenamiento procesan servicios simultáneamente, estableciendo una relación de copia de seguridad mutua entre ellos.

Además, los institutos como NIBB e IMS almacenan muestras físicas, como sangre o tejido, para futuros análisis. Como las muestras se deben almacenar físicamente bajo condiciones específicas, con el fin de preservar su integridad, mientras que los datos relacionados a ellos se deben almacenar para que estén seguros y se recuperen fácilmente. Cada vNode de los dispositivos OceanStor Dorado opera como una entidad de almacenamiento separada, con su propio conjunto de políticas de protección de datos y capacidades de recuperación de datos (DR), lo que mejora la confiabilidad de los datos. Dicha tecnología se implementó en el sistema de gestión térmica, por ejemplo, para salvaguardar las condiciones ambientales para las muestras sensibles, así como los datos relacionados con estas.

Fácil gestión y sustentabilidad a largo plazo de los recursos educativos

Además, dado el extenso portafolio de productos de Huawei, incluso la infraestructura de redes adicionales como los switches LAN y el ancho de banda especializado para cada dispositivo conectado, ha contribuido para reducir la congestión de las redes y mejorar el rendimiento general en las redes. En consecuencia, NIBB, NIPS e IMS han sido capaces de desarrollar servicios de mucho más alta calidad que lo que se anticipaba.

Las ventajas técnicas en el almacenamiento de Huawei han tenido un rol crucial en esta historia exitosa. La solución NAS OceanStor Dorado fácilmente escalabre se puede ajustar a las crecientes necesidades sin afectar los sistemas de almacenamiento virtual, lo que garantiza la sustentabilidad a largo plazo más allá del límite convencional de cinco años, según había visualizado Ohno en un principio.

“Tras la implementación, no ha habido queja alguna sobre la velocidad de los servicios o desconexiones”.

Toshihiko Sawa

Miembro del Centro de Investigación para las Ciencias Computacionales en el IMS.

Arriba